Pillada por mis amigas cuando follo con el perrito


zoofilia


Soy una chica de veinte años que tengo una experiencia de zoofilia muy interesante y hot, y es que cuando estaba siendo follada por el perro mis amigas me pillaron in fraganti, aunque en ese momento sentí mucha vergüenza, con el paso del tiempo lo pienso y no solo me da risa, sino que también me parece excitante.

Ellas estaban alucinando porque nunca habían visto a nadie practicando sexo con un animal, y mucho menos en directo, y aunque se hacían las escandalizadas no podían apartar la vista de mí y mi chucho, notaba como se excitaban viendo como el perrito me traspasaba el coño con su vergota, y es que algo tan rico no le puede ser indiferente a nadie.